miércoles, 22 de octubre de 2008

Faro

Estoy buscando algo y no sé que es, puede que busque la felicidad o la amargura, el desencanto o la eternidad, una mirada, el amor o una sonrisa.
Atravieso valles, bosques y lagos y no lo encuentro, ahora no sé que buscar.
A lo lejos diviso un faro, la luz no se mueve solo me acompaña, doy unos pasos a la derecha y la luz me sigue, sigo de frente, ahí está, siguiéndome esa luz del faro otra vez.

Me dirijo hacia allá, temblando de miedo por lo que me pudiera encontrar.

Cuando me faltaba poco por llegar, el farero me sale al paso.

Me pregunta con voz profunda:

-¿Qué deseas encontrar?¿Qué es lo que andas buscando?

respondo dubitativo:

-creo señor farero que la felicidad. Comienzo a repasar todas las cosas que andaba buscando, algunas las desechaba, mentalmente las estaba clasificando, hasta que por fín le digo al farero:

-si, es la felicidad lo que ando buscando.

Se acerca a mi oido susurrándome:

-Pues entonces no la busques más, hijo mio, porque así como te ha seguido la luz del faro, asi la felicidad te encontrará.
Luis.

12 comentarios:

M.Jose dijo...

Hermoso Luis, muy hermoso tu texto.
El faro sirve como guia a los barcos en el mar...tu de alguna forma has seguido también esa luz que todos queremos encontrar para ser felices...pero en realidad no hay nada que buscar, lo llevamos todo puesto...verdad??
Un beso
MJ, y un placer leerte

Luis dijo...

Verdad m.jose.
Enlazo tu bello blog.
Besos.

pati dijo...

La luz es luz, donde quiera que se encienda.

Detesto los apagones ;)

Besos :)

María dijo...

Me encanta tu blog, lo he descubierto de casualidad, y volveré más tranquilamente para leerte.

Un beso.

Luis dijo...

m.jose, gracias por la visitilla, yo lo que espero es que las personas dejen de buscar fuera lo que llevamos dentro. Gracias.

Pati, de acuerdo contigo.
Es triste ver a una persona que se apaga, que tiene un apagón, se detesta, pero también es bonito acercarle una cerillita y volver a encender esa luz.
Como siempre, me arrancas una sonrisa, gracias chiquilla. ;)

maría me encanta la poesía y por supuesto tu blog, yo si que volveré a leerte tranquilamente.
Gracias de nuevo.
Y un beso para las tres, pero uno a cada una no uno pa las tres jo, ya me he liao.
Bueno, besosssss para todas.
Alaaaa, hasta luego.

Atachasito dijo...

La luz de la felicidad, que todo el mundo quiere encontrar y es ella quien se nos presenta. Siempre sin darnos cuenta, cuando menos lo esperamos. Es ese instante que todo el mundo desearía que fuera una sucesión continua... pero no es así

Me ha gustado tu blog, lo conocí desde el de Gemma y con tu permiso lo enlacé.

saludos!

Gemma dijo...

Pues yo no creo en una felicidad completa y continuada, ésto sería un cuento de hadas y no lo es... aunque sí me gusta hablar de "momentos felices" y disfrutarlos al máximo cuando los tengo, pero bueno, si me sigue la luz del faro, no me apartaré, por si acaso, jeje.
Gracias por compartir y por agregarme. Saludos !!

Desde mi templo dijo...

Es verdad que a veces nos empeñamos en buscar en una situación o en una relación la felicidad, creyendo firmemente que allí la encontraremos para siempre, lo que después descubrimos es lo ignorante que somos, pero creo que a muchos nos sirve para aprender un poquito más.
Bonita historia Luis.

Un saludo para todos

Pilar dijo...

Pedir luz, no significa que la luz se vaya a hacer, y si la pides, pídela primero para ti y cuando sientas que estás pleno de esa luz, entonces deja que esos rayos le lleguen a los demás, porque esa luz, la misma que te ilumina, en cantidad desorbitada, también te puede cegar.

loose dijo...

Estoy totalmente de acuerdo con Pilar.
Además, ese farero tenía toda la razón cuando te habló...

Una vez oí decir:

"la felicidad no hay que buscarla, es ella quien se encarga de encontrarte a tí".

Saludos.

AriaDna ♥ dijo...

la felicidad está siempre en nosotros, pasa que a veces la tenemos tan cerca que no lo vemos

un beso

Nuria dijo...

Me siento identificada con tu bonito texto, estoy en un momento de mi vida en el que busco algo, más que la felicidad (que para mi es un estado)la ilusión, pero unos buenos y sabios amigos me han dicho que deje de buscar por que lo que tenga que ser será
Bs
N.